DIEZ PREGUNTAS BÁSICAS PARA QUE TU FELICIDAD TOME CUERPO


Todos buscamos la felicidad, pero nuestra educación no nos ha preparado para que tome cuerpo en nuestra vida. Frente a nosotros tenemos muchas neblinas ocultando nuestro propio sentido de la felicidad; las diez preguntas siguientes intentan ser como faros antiniebla capaces de abrir un túnel de visión en la bruma, capaces en definitiva de permitirnos ver la brújula que indica el norte de nuestra felicidad.



1) ¿Qué vas a hacer hoy para sentirte bien contigo mismo, para respirar el aire de tu felicidad ...?


2) ¿Desde qué lugar de ti vas a hacer las cosas que no te agradan pero que has de llevar a cabo ...?, ¿desde la amargura o desde convertirlas en un juego, como cuando eras niño y jugabas a hacer lo que hacían los mayores ...?


3) Si tú mismo no diseñas tu felicidad, ¿quién lo va a hacer por ti ...?


4) Si crees que los demás o las circunstancias te impiden ser feliz, ¿por qué sigues relacionándote con los demás de la misma manera y haciendo las mismas cosas cada día ...?


5) Si crees que tienes mala suerte en la vida, ¿por qué no la cambias empezando por cambiar tu estado de ánimo ...?


6) Si crees que la vida es siempre dura, ¿por qué no lees biografías de personas que opinen lo contrario ...?


7) Si constantemente miras hacia lo que te hace daño, ¿por qué sigues mirando en la misma dirección ...?


8) Si tus rutinas te aburren, ¿por qué te conviertes en su esclavo...?


9) Si tienes miedo al futuro, ¿por qué no lo siembras con tus sueños más bellos, con tus cuidados diarios más esmerados ...?


10) Si tienes miedo a cambiar tu vida, ¿por qué no buscas tu valor dentro de ti en vez de juzgarte diciéndote que no lo tienes ...?


Todo el mundo merece ser feliz, tú también.                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                             

PARA CUANDO TE ARROJEN NEGATIVIDAD: EL PARAGUAS DE LA BELLEZA


      Ser negativos con lo negativo nos convierte en negativos: es el viejo juego del ping pong de la Dualidad. La forma de no ser atrapados por este juego es jugar a otra cosa. Cuando alguien se nos acerca cargado de negatividad hemos de procurar no sintonizar con la misma, preservando así nuestra atmósfera emocional. Un truco para conseguirlo es poner nuestra atención en algo bello de nuestro interlocutor, siempre lo encontraremos, si no lo hallamos en el presente lo buscamos en el pasado de la persona. Una vez sintonizada la belleza, lo negativo que se nos arroja resbalará sobre ella, como el agua lo hace sobre nuestro paraguas, pues la belleza es impermeable ante la fealdad de lo negativo, no hay nada como el paraguas de la belleza para no ser mojado por la negatividad de otros."

De la formación en crecimiento personal y social "Educar empoderando"
              (Tema: "Herramientas para dejar atrás los dramas")

Podrás encontrar más "herramientas para dejar atrás los dramas" en el libro: "Encuentros con tu propia sabiduría"






TRASCENDIENDO EL MIEDO A LA ENFERMEDAD: HACIA UNA SALUD SIN CHANTAJES



      Si quieres estar sano cuando tienes una dolencia, ¿por qué actúas psicológica y afectivamente como si estuvieras enfermo? Hemos sido educados para victimizarnos frente a nuestras enfermedades, hemos desarrollado una lógica del enfermo como víctima. Esta forma de proceder provoca cuando estamos enfermos una relación con nosotros mismos y con los demás que ahonda en nuestro malestar: aunque terminemos curándonos el camino de la enfermedad lo hemos construido como un camino de sufrimiento.
      Esto no tiene porqué ser así: podemos reeducarnos ante la enfermedad, cambiar nuestras memorias sobre la misma, y vivirla como una aventura en la que descubrir nuevas perspectivas sobre nosotros mismos, los demás y la vida. La enfermedad ha de dejar de ser una desventura para convertirse en una aventura, de esta forma nuestro estado de ánimo y nuestra lógica estarán desde el principio del camino al servicio de nuestra meta: sanarnos, y no atados al sufrimiento. Desde nuestra educación y experiencia todo lo dicho puede parecer una locura, pero pensemos que generar en nuestro cuerpo una bioquímica para la salud, en vez de para sufrir la enfermedad, es algo que está lleno de lógica y también de amor hacia nosotros mismos y hacia las personas que nos cuiden."

De la formación en crecimiento personal y social "Educar empoderando"
            (Tema: "Hacia una salud sin miedos a la enfermedad")




CÓMO CUMPLIR NUESTROS SUEÑOS CON LA AYUDA DE LA SABIDURÍA DE LAS EDADES

       
    Nuestra falta de confianza en nosotros mismos nos lleva a confundir el "no sé cómo" con el "no se puede". Walt Disney dijo en una ocasión: "lo más divertido es lo imposible", supongo que quería de alguna forma aclarar la confusión que nos lleva, en el camino hacia nuestros sueños, a derrotarnos antes de dar siquiera el primer paso; cuando dice "lo más divertido" nos está dando una pista importante para librarnos de la confusión: desde la seriedad y la preocupación de la mente de adulto realmente lo que nos proponemos no es posible, pero si nos situamos en nuestra mente de niño y tomamos la varita mágica de su sabiduría, sabremos convertir con ella la situación en un juego, para así dar paso a la irresistible combinación de curiosidad y alegría, que subirá nuestro nivel mental y emocional por encima de la preocupación, con esto ya tenemos energía y perspectiva para saltar al nivel de lo posible.

"Si puedes soñarlo puedes lograrlo."
   Walt Disney

    Una vez ubicados en esta altura volverán a aparecer obstáculos que nos harán dudar de nuevo de poder alcanzar nuestros anhelos, el más duro será cuando un ser próximo y querido nos diga "esto que persigues es imposible", semejante "ayuda" penetrará en nosotros como el irresistible canto de sirenas del que tuvieron que defenderse Ulises y sus hombres, podemos hacer como el mítico héroe cuando ordenó a los suyos que le ataran al mástil, no conformándose con taparse los oídos y así no renunciando a la experiencia: atrevernos a sentir el canto de sirenas, como mástil emplearemos la sabiduría de nuestro adolescente interior, que cuando una autoridad le dice que algo que desea es imposible se crece y aumenta su decisión de continuar. Vencer, vivir, el canto de sirenas es conquistar la confianza en nosotros mismos.


En el viaje a Ítaca, a nosotros mismos, que representa el camino hacia nuestros sueños más atrevidos, tendremos que vencer el canto de sirenas, algo esencial para aprender a escuchar más a nuestro corazón auténtico que a los consejos de los demás. 

    Una vez alcanzada esta confianza nos irá bien la intuición que nos proporciona la sabiduría de nuestro gestante interior, que con su postura fetal nos enseña a recogernos sobre nosotros mismos y así nos ayuda a conectar con nuestra propia "intranet". La sabiduría del anciano nos proporcionará la visión de conjunto, holística, que nos facilitará encontrar las piezas, los sueños de otras personas, que encajan con la nuestra, nuestro propio sueño, haciéndonos ver que en el fondo trabajando por nuestro anhelo estamos también sirviendo a los demás. Por último, la sabiduría de nuestro adulto interior nos ayudará a generar estructuras sólidas para que nuestro sueño tenga unos fundamentos a prueba de vientos y mareas.

      Fíjate, querido lector, que el orden es importante: han sido necesarios primero el niño y el adolescente para vencer los "imposibles", luego hemos dado paso a las demás Sabidurías de las Edades. Como ves tenemos en nuestro interior unos recursos muy interesantes y potentes, ¿te animas a ir desplegando la Sabiduría de las Edades en tu vida ...? Necesitarás entrenarte, pues es un conocimiento absolutamente nuevo, pero verás que merece la pena, ya me contarás ...


     

EL SUEÑO DEL "PEQUEÑO PRÍNCIPE"

       
      Todos tendemos a crearnos un concepto del mundo y a meternos dentro de él, convirtiéndonos, sin darnos cuenta, en habitantes de uno de esos diminutos planetas que visitaba el "Pequeño Príncipe". Es necesario darse cuenta de esto si queremos entender este mundo lleno de mundos en el que hemos nacido. El problema comienza en no habernos dado cuenta de que nuestras experiencias son guiadas por nuestras creencias, por eso en general se cumple aquello en lo que creemos, siempre y cuando esas creencias tengan ya raíces en nuestro inconsciente; a la luz de este razonamiento podemos decir que los micro-planetas del "Pequeño Príncipe" no son más que creencias autorrealizadas.




      Querido lector: ¿qué te parece examinar los límites de tu micro-planeta ... expandir tu mirada más allá de ellos .... hacer como el "Pequeño Príncipe" y salir de tu minúsculo hogar ...? ¡Hay vida fuera de tu micro-mundo!

      Si todos reconociésemos las creencias en las que nos hemos encerrado y tuviésemos el valor de salir de ellas, podríamos por fin conocernos los unos a los otros sin prejuicios, y así crear un mundo que verdaderamente podríamos llamar de todos, tal vez era éste el sueño del "Pequeño Príncipe"