EL SECRETO DE GARZA BLANCA

Dedicado a Carmen Fernández Molina




En la entrada de la tienda de la anciana Nube Gris , sobre una piedra, resplandecían a la luz del amanecer, un cuarzo transparente, una flor amarilla, una pluma blanca y una flauta; representando cinco reinos de la naturaleza: mineral, vegetal, animal, humano (la construcción de la flauta) y divino (el sonido de la flauta). La música representa la armonía entre todos los reinos.


Todo el poblado sabía que aquel símbolo significaba que la vieja iba a llamar a alguien para revelarle el significado profundo de su nombre. Muchos morían sin que Nube Gris se lo revelase. Aquel acontecimiento ocurría muy pocas veces, y significaba que la persona implicada tenía una misión muy importante en su vida. Esta podía ser pública o secreta, en ambos casos era necesario que el hombre o la mujer hubiese conseguido el dominio de su orgullo: la misión no conlleva recompensa.

El jefe del poblado, como estipulaba el rito, fue a recibir en su corazón el nombre del agraciado. Después, en silencio, fue a buscar a la persona elegida. Durante el camino conservó la pureza de la vibración que había recibido de la anciana, haciendo un vacío en su mente. Cuando estuvo frente a la joven, mirándola fijamente a los ojos, pronunció su nombre: Garza Blanca.

Su apelativo siempre había sido un misterio. Su carácter era altivo y orgulloso, haciendo honor a su nombre; pero a la vez era desprendida y servicial. Cuando alguien necesitaba algo, ella aparecía, como de la nada, como si sus oídos estuviesen siempre allí dónde alguien necesitase su ayuda. Su pelo era rizado, algo inaudito entre sus gentes, su mirada alternaba la dulzura de la tierra, recién humedecida, con el fuego del sol hiriente, sus manos eran blancas, con dedos finos y alargados, y al moverse parecían tocar una melodía en el aire, sus piernas eran fuertes y buscaban una armonía, que lograban al convertirse en unos hermosos pies, que caminaban besando la Madre Tierra.

La joven se vistió totalmente de blanco, y cerró sus ojos para poder abrir su corazón al momento presente. Desde allí se fundió con su pasado y su futuro, siendo una con el universo. Envuelta en una burbuja de vacío, caminó hasta la tienda de Nube Gris. En la entrada tomó el cuarzo, la flor, la pluma y la flauta, y con sus dos manos las situó en su regazo; sintiendo en su interior el misterio que había sido concebido cuando le otorgaron su nombre.

La anciana, como experta partera, esperaba a la joven con un cesto lleno de pétalos, que formaban un mágico arco iris , como símbolo de que la muerte de la flor- el misterio- daba paso a su fruto: la consciencia de su misión particular en la vida.

- Hija, ¿ aceptas la muerte de tu ignorancia ?

- Acepto

- Junta las palmas de tus manos, a la altura de tu pecho, como símbolo de unión entre tu luz y tu sombra. ¿ Aceptas la responsabilidad de tu luz ?

- Acepto

Nube Gris empezó un cántico que, lentamente, fue llenando de luz su rostro e hizo vibrar todos los objetos que habían alrededor, como si estos fuesen instrumentos de una orquesta dirigida por la anciana.

El cántico, logró su objetivo, y una habitación del corazón de la joven, que siempre había permanecido cerrada, se abrió. Un rayo de luz partió de ella, dirigiéndose a la frente de la anciana. Un gran silencio llenó la tienda, el corazón de Nube Gris empezó a emanar luz de todos los colores, y de él partió una bola de luz azul que se paró en su garganta. La anciana tragó saliva y pronunció las palabras: GARZA BLANCA.

En ese momento, una luz se abrió en la frente de la joven y comprendió, más allá de las palabras, su gran misión.
                                 
                          Autor: Carlos González Pérez
                                (La Danza de la Vida)
                                                                         http://www.ladanzadelavida12.blogspot.com/
                                                                                         arcoirisdan@yahoo.es

2 comentarios:

  1. Me encantó este relato... me siento de alguna forma mágica identificada. Hoy tuve una revelación respecto a una garza blanca, y eso me trajo hasta esta historia que ahora siento que me llega al alma.

    ResponderEliminar
  2. Me ha encantado Carlos, como todos tu mensajes habré de leerlo otras 20 o 100 veces más para llegar a entenderlo, interiorizarlo, integrarlo, vivirlo....mil gracias por tu luz

    ResponderEliminar