MÁS ESPACIO PARA NUESTROS PENSAMIENTOS ...



       Pensamos dentro de cajas: nuestras creencias, las hay de todo tipo: culturales, religiosas, políticas, científicas ... Nuestra inteligencia es como un gas que se expande hasta ocupar todo el volumen del que dispone, por eso si queremos emplearla al máximo potencial hemos de habitar creencias amplias, ventiladas, con ventanas, puertas, tragaluces ... bien comunicadas con otras creencias y, sobre todo, nunca depositar parte de nuestra identidad en ellas, si así lo hacemos se convertirán en nuestras cárceles y, poco a poco, iremos olvidando quienes realmente somos, terminando con confundirnos con nuestros pensamientos. 


       Querido lector, ¿qué te parece examinar esas "casas" de tus pensamientos, las creencias, y ver si has depositado parte de tu identidad en ellas ...? No te olvides de comprobar que estén bien ventiladas y que siempre tengan una salida de emergencia preparada. Y recuerda: tu inteligencia es como un gas que se adapta al recipiente que lo contiene, sin él se disgregaría en el vacío, pero también sería una lástima que se quedase encerrada siempre en las mismas "casas"



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada